¡Oh! ¡La Biblioteca de Bremen! Es un lugar que te lo cuentan, y hasta que no lo ves, no eres consciente realmente de lo genial que es.

Y sobre todo, la zona para niños de la biblioteca, que abarca todo el tercer piso, es un imprescindible si tienes hijos. Jamás había visto algo así en una biblioteca pública en España.

La Biblioteca de Bremen

¿Dónde se encuentra la biblioteca central de Bremen?

La biblioteca central de Bremen se encuentra en  Am Wall 201 (Ver en google maps).

Para llegar puedes ir en tranvía a la parada de Theater am Goetheplatz con las líneas 2 o 3. O a Domsheide, donde pasan un montón de líneas de tranvía y autobús.

Aquí puedes ver más información sobre el transporte público en Bremen.

El edificio de la biblioteca

La biblioteca de Bremen es uno de esos libros que no puedes juzgar por la portada. Cuando llegué y vi el edificio, incluso me echó un poco para atrás.

Aunque es un edificio realmente bonito, es de estilo muy antiguo.

Yo ya me imaginaba yo una biblioteca “a juego”.

By Jürgen Howaldt [CC BY-SA 3.0 de (https://creativecommons.org/licenses/by-sa/3.0/de/deed.en)], from Wikimedia Commons

¿Por dónde se entra a la biblioteca de Bremen?

Resulta que  la entrada a la biblioteca se encuentra, a través del Forum Am Wall.

La primera vez realmente me costó un poco darme cuenta. Me confundí con los portones grandes, que luego supe que no tienen nada que ver. Porque desde el exterior, se ve como una galería comercial. Hasta que te das cuenta de los carteles de “StadtBibliotehk” en esta puerta.

Hay además, otra entrada a la galería desde la parte opuesta del edificio, que viene bien si llegas desde Domsheide.

Y bueno, luego el interior desde ahí, no tiene nada, pero nada que ver con la fachada. No hay color.

Interior completamente renovado

Ahí desde la galería Forum Am Wall está la entrada.

La entrada interior a la biblioteca de Bremen es toda de paredes de cristal, y cubierta de mármol. Con arquitectura moderna y renovada. Y con ascensores, por supuesto. Eso ya parece otra cosa.

La entrada es amplia y muy luminosa. Hay luz natural con ventanales y claraboyas en el techo que quedan ocultos desde el exterior. Hay un “lesergarden” (jardin de lectura) muy bonito y relajante, con muchas plantas.

Pero vamos a hablar de la zona infantil para niños, en el tercer piso.

La zona infantil de la Biblioteca

La zona para niños de la biblioteca de Bremen, ubicada en el piso 3, es algo realmente es digno de ver. Y de disfrutar si tienes niños, sobre todo en los días de lluvia.

Según entras, te recibe la mascota de la biblioteca. El cuervo Kessi. Si la visitas a menudo, seguro que le acabarás conociendo bien.

Kessi el cuervo, mascota de la biblioteca de Bremen

Una biblioteca para jugar

La parte realmente novedosa y que más me sorprendió, es que no es una biblioteca para estar callado. Al contrario, tiene un montón de zonas de juego aparte de las zonas de lectura

Hay muchos muñecos para jugar y otros para ver. Hay un teatrillo muy grande con muchas marionetas.

Un cajón con disfraces junto con un espejo para luego mirarse.

Hay una estantería con juegos de mesa, que los niños pueden pedir prestados para jugar allí con su carnet.

Juegos de mesa en la biblioteca

Y también tecnología: Mesas con CDs de audio y auriculares, televisión y varios ordenadores con juegos.

Una biblioteca adaptada para niños y también bebés

Tienen muchísimos libros, y la mayoría, están al alcance de los niños para que puedan cogerlos por sí mismos.

También el escritorio para registrar el préstamo tiene un escalón para que los niños puedan hacerlo por sí mismos.

Otro detalle bien pensado, el baño es tamaño infantil, sólo se permite su uso a los niños y sus acompañantes, y dispone de cambiador.

Rincón para bebés en la biblioteca de Bremen

Incluso hay un rincón de juego para bebés, decorado completamente como una playa.

Es como una “piscina” (sin agua, claro). Con peces de peluche y un entorno marino con corales, peces y palmeras pintadas en las paredes. Hay conchas naturales en todo el borde de los escalones (Muy sensorial).

En él hay algunos muñecos, y libros de cartón grueso a nivel de suelo para que los bebés los puedan coger. En esta zona se debe entrar sin zapatos (como en todas las zonas de gateo para bebés).

Rincones de lectura

Como no podía faltar en una biblioteca, hay muchas opciones cómodas para invitar a sentarse a leer

Hay sillas y mesas pequeñitas, sillas y mesas grandes, sillones de todo tipo. Hamacas, puffs y columpios por todas partes.

También hay una “tienda de campaña” enorme con bancos circulares y cojines en el interior. 

El barco pirata

Otra cosa que también es impresionante bastante es el barco pirata. Es un “anfiteatro”  donde jugar o sentarse a escuchar cuenta cuentos. Allí hacen actividades de cuentacuentos a menudo.

Es una pasada, hay tantísimas cosas en un solo sitio. Realmente es un sitio a tener en cuenta especialmente en los días de invierno o de lluvia. Aunque obviamente, se suele llenar bastante.

Actividades para niños en la Biblioteca de Bremen

En la biblioteca central de Bremen hacen actividades semanales, por ejemplo, hay cuenta cuentos y canciones para niños pequeños para menos de 3 años. Todos los Jueves a las 11h.

También hay lecturas de cuentos para los más mayores,  y ocasionalmente realizan a menudo talleres de manualidades estacionales. Por ejemplo en pascua, o navidad.

Aquí puedes consultar las actividades que se organizan. Tanto de la biblioteca central de Bremen, como en las distintas bibliotecas de la ciudad.

Registrarse en la Biblioteca de Bremen

El registro es gratuito hasta los 18 años. Así que es una forma muy interesante de fomentar la lectura entre los peques desde chiquititos.

Con el carné se pueden coger libros, dvds o cds por 3 semanas. Diría que no hay límite de cantidad.

También puede venir bien para practicar el alemán, tanto a los niños que ya leen como para los mayores si estás empezando.

Igualmente, tienen también unos cuantos libros en español, y en otros idiomas, cerca de la zona de los aseos.

Bibliotecas para niños en Bremen

Además de en la biblioteca central, varias de las bibliotecas de la zona también tienen zonas para niños.

Puedes ver aquí cuáles son y dónde se encuentran.

¿Os animáis a hacer una visita a la biblioteca de Bremen?